Page 14 - REVISTA ETIQUETA II -2017
P. 14

12
gente y arte
Damien Hirst:
“En algún lugar entre la mentira y la verdad yace la verdad”
Enfant terrible
del arte contemporáneo
Todo está pensado en hacer creer que el tesoro del Increíble existió de verdad
www.revistaetiqueta.com
Escribe y fotografía CARESSE LANSBERG - @caresselanberg
“Tesoros del naufragio del Increíble” es el nombre de
la exposición de esculturas alegórica a obras rescatadas
de un mar de leyendas, que presenta en la Bienal de Venecia el excéntrico artista británico
En la época del Imperio Romano cuentan que vivió el legendario Cif Amotan II, un hombre cuya historia ha cautivado a miles de personas a lo
largo de los siglos. Era un esclavo de Antioquía que después de convertirse en hombre libre amasó una gigantesca fortuna y gastó gran parte de ella en reunir una fastuosa colección de arte compuesta por esculturas monumentales, joyas, monedas y objetos preciosos procedentes de todos los rincones del mundo.
Los cronistas de la época cuentan que la mayor parte de ese fabuloso tesoro fue cargado a bordo de la nave más enorme que hasta entonces había surcado los mares -un barco llamado Apistos, que signi ca increíble en griego- con destino a un lugar de Asia Menor donde Amotan había levantado un templo dedicado al Dios Sol. Pero por causas desconocidas la nave naufragó y se hundió, sepultando en el fondo del Océano Índico su preciosa carga.
La historia de ese naufragio ha seguido viva con el pasar de los siglos, enriqueciéndose con tantos detalles que hoy es casi imposible distinguir los elementos auténticos de aquellos fantásticos. Pero en 2008, después de casi 2.000 años desaparecido, el tesoro de Amotan fue


































































































   12   13   14   15   16